Pequeñas heridas de la piel (ampollas, herpes, acné, bocera, etc.)

Aplicación correcta de HemaGel en ampollas, herpes, acné, comisuras de los labios agrietadas

  1. Realice una limpieza minuciosa de la piel herida para eliminar cualquier impureza mecánica que pudiera consecuentemente irritar y perjudicar aún más la herida.

  2. Abra el tubo pinchándolo con el tapón giratorio.

  3. Aplique una pequeña cantidad de gel sobre la herida. El gel se adhiere y gradualmente absorbe las secreciones y otros líquidos de la herida.

  4. Cubra la herida con una gasa de parafina (por ejemplo Atrauman) en caso de necesidad, por ejemplo con ampollas de mayor tamaño, y a continuación fíjela con una gasa cuadrada o un vendaje y tirita. Si fuera posible cubra las heridas pequeñas tras aplicar el gel con una tirita provista de almohadilla. Antes de adherirla unte con HemaGel también la almohadilla de la tirita para que no absorba el HemaGel de la herida.

  5. Para heridas pequeñas como son el herpes, el acné y la bocera aplique solo HemaGel tras limpiarlas y déjelas descubiertas.

  6. El efecto del gel se manifiesta mediante el abultamiento. Su tecnología única impide la adhesión a la herida y, de esta manera, permite también eliminar el gel fácilmente sin dolor frotando ligeramente.

  7. Realice un nuevo vendaje en función del estado de la piel herida, pero sin sobrepasar las 24 horas. En el caso de heridas infectadas recomendamos realizar un remplazo más frecuente.

Advertencia: HemaGel no cura la causa de aparición del acné y de los herpes, sin embargo cura de forma muy efectiva la herida resultante de estas alteraciones de la piel.

Envase recomendado: HemaGel 5gHemaGel KIDS